Loader

Dale la batalla al envejecimiento desde los 20 años

Sigue estos cinco consejos para mantenerte joven por mucho tiempo y no esperes a la aparición de las arrugas para cuidar tu piel
Photo
Muchas mujeres comienzan a preocuparse por el cuidado de su piel cuando ven marcarse la primera arruga o aparece una mancha que amenaza con opacar la belleza del cutis. (Foto: Archivo)
  • Compartir esta nota:

Si durante la adolescencia el ser humano se siente inmortal, cuando llega a los 20 años tiende a pensar que no envejecerá.

Nada más lejos de la verdad. Aunque en esta década de la vida la piel no ha perdido el colágeno natural y mantiene su firmeza y juventud, el dermatólogo Luis Ortiz Espinosa advierte sobre la importancia de cuidar la piel desde temprana edad. Desde temprano la piel, pues ésta necesita lubricación y antioxidantes que le ayuden a combatir los radicales libres que la atacan y que son los responsables del envejecimiento prematuro.

¿Qué medidas debes tomar para cuidar tu piel de manera adecuada?

1. La limpieza es fundamental. Ortiz Espinosa sugiere limpiar la piel con un jabón adecuado, que no sea abrasivo.

2. Elimina todas las impurezas del rostro antes de acostarte. El maquillaje y la suciedad que recoge tu piel durante pueden obstruir los poros creando problemas como brotes de acné y un aspecto opaco que con el tiempo empaña la belleza de tu rostro.

3. Hidrata bien la piel. Aunque a esa edad todavía no hay pérdida de colágeno hay que combatir otros problemas como el acné y buscar darle luminosidad e hidratación, dice la dermatóloga Aileen Santos Arroyo. 

“Ya después de los 20 años, cuando comienza la pérdida de colágeno, hay que alimentar la piel y darle los nutrientes que hacen falta para que se mantenga joven. A esa edad el uso de los antioxidantes es súper importantes”, explica.

La función de los antioxidantes es proteger las células del daño oxidativo responsable del envejecimiento prematuro. Algunos de los ingredientes que les dan esas propiedades antioxidantes a las cremas son las vitaminas A, C y E; el resveratrol; y el aceite de semillas de uva.

4. Protégete del sol. Pasar largas horas bajo el sol hasta conseguir ese bronceado “perfecto” es una de las actividades favoritas de muchos veinteañeros que ignoran que más que exponerse al envejecimiento prematuro corren un alto riesgo de desarrollar cáncer de piel en el futuro.

Es importante utilizar diariamente un filtro que contenga un factor de protección mayor de 30. Cuando vayas a la playa, no te expongas directamente al sol y reaplica el protector cada media hora si entras al agua.

5. Aliméntate bien. El rejuvenecimiento se da desde adentro hacia afuera, por lo que es necesario mantener una dieta balanceada, tomar mucha agua y tomar suplementos vitamínicos para mantener los huesos sanos.

“Esto retrasa la pérdida de volumen óseo. En las mujeres de 20 años todavía el rostro es muy joven y en la mayoría de los casos mantiene el volumen característico de esa etapa”, dice el cirujano plástico Luis Rodríguez Terry. 

  • Compartir esta nota:
Volver arriba