Loader

Todo sobre la piel: axila, brazos, manos y pies

La hidratación es la clave para devolverle la belleza a las partes más expuestas del cuerpo
Photo
El cáncer de piel, el envejecimiento prematuro, las manchas y la exacerbación de condiciones de la piel son algunos de los peligros que atentan contra su salud y la belleza cuando no se cuida adecuadamente. (Foto: Shutterstock)
  • Compartir esta nota:

Este es parte de una serie de artículos dedicados al cuidado de la piel de diversas áreas.

Los brazos, las axilas, las manos y los pies son áreas que necesitan atención específica para que luzcan bien. Pasarlas por alto o simplemente tratarlas de vez en cuando no ayudará mucho a su salud y belleza.

Axilas

El área axilar sufre diariamente el impacto de la rasuradora, la fricción y dependiendo de la ropa que se utilice, hasta del sol. Estas mismas condiciones hacen que cualquier producto que te pongas pueda tener más fricción y más penetración, por lo tanto, hay que tener cuidado para evitar irritaciones, señala el dermatólogo Luis Ortiz Espinosa.

“Hay enfermedades como la diabetes o condiciones endocrinas que ponen la piel oscura. Es un área sensible a la dermatitis. Lo importante es cuidarla de acuerdo al tipo de piel, usar jabones suaves, humectantes y antitranspirantes”, menciona Ortiz Espinosa.

En las axilas puedes untarte cremas para aclarar y disminuir asperezas. Hay cremas antioxidantes para la cara que puedes usar en la axila. También productos a base de vitamina C y E, tratamientos para devolverle la firmeza y protector solar.

Brazos

El cáncer de piel, el envejecimiento prematuro, las manchas y la exacerbación de condiciones de la piel son algunos de los peligros que atentan contra la salud y la belleza de los brazos, una zona muy expuesta a los rayos solares. Por eso, la doctora Inmaculada Expósito, gerente de asuntos médicos de Sesderma, señala que no importa si el día está nublado o vayas a pasar gran parte del día encerrada en una oficina, siempre debes proteger tu piel de los rayos del sol. En la rutina diaria, Expósito sugiere aplicar un filtro solar en toda área que esté expuesta y fuera del alcance de protección de la ropa.

En caso de que vayas a participar en actividades al aire libre, usa filtro solar con factor de protección de 30 más y reaplica cada 90 minutos.

Otro gran problema que ataca esta área es la resequedad. Aplica fórmula humectante justo después del baño cuando la piel está húmeda todavía, para mejor absorción.

Manos

Por ser un área que está constantemente expuesta al agua y a la contaminación, es necesario que le prestes atención para evitar que se deteriore más rápidamente que la piel de otras zonas del cuerpo.

Ten cerca -en tu cartera, tu escritorio y hasta tu auto- una fórmula que le devuelva a tus manos la humedad que pierde durante el día, aconseja la manicurista Morgan Dixon.

También puedes recurrir a mascarillas humectantes o a la aromaterapia, añadiendo unas gotas del aceite aromático de tu preferencia y obtendrás una experiencia sensorial agradable.

Exfolia la piel de las manos para eliminar las células muertas. Puedes hacerlo con una crema con gránulos o prepara una fórmula en tu hogar mezclando crema humectante con azúcar.

Pies

La pedicurista Natalia Paola Calderón Colón, explica que la función de una pedicura profesional es limpiar los pies a profundidad e hidratarlos. El primer paso es cortar las uñas, luego se remueven las cutículas y el exceso de piel utilizando instrumentos que en manos inexpertas pueden causar más daños que beneficios. Aunque en casa se puede hacer una pedicura sencilla y superficial, es importante crear conciencia de lo peligroso que puede ser cortar la cutícula y tratar callos incorrectamente.

La pedicurista recomienda aplicar cremas todas las noches antes de dormir y retirarla en la mañana lavando bien los pies. “Hay pies que son bien suaves que pueden usar cremas livianas. Si la piel es más dura y hay más callosidad, la vaselina es muy buena porque ayuda a humectarlos de manera más profunda”, asegura Calderón Colón.

  • Compartir esta nota:
Volver arriba