Loader

Dos amigas unidas para enfrentar el cáncer

Una sesión fotográfica y un vídeo se convierten en un regalo de amor que también busca llevar un mensaje de solidaridad a quienes pierden su cabello
Photo
La peluquera Eiramyl Delgado (izquierda) quiere demostrarle a su amiga Mariezer Ojeda (derecha) y a todos los pacientes de cáncer, que el cabello es un accesorio que vuelve a crecer. (Foto: Suministrada/Gabriel Ramos)
  • Compartir esta nota:

Por años, la peluquera Eiramyl Delgado ha buscado la manera de que sus clientas se sientan bellas y seguras, sobre todo cuando enfrentan situaciones como un diagnóstico de cáncer.

Pero, cuando esa terrible enfermedad le tocó a una persona tan cercana como su amiga Mariezer Ojeda, Delgado se vio en la necesidad de buscar la forma de ayudarla a sentirse mejor.

“A ella le surgió la duda de si usar pañuelo o peluca y yo necesitaba decirle que es linda, tenga pelo o no”, recuerda.

Ese deseo llevó a Delgado a pedirle ayuda a su amigo fotógrafo, Gabriel Ramos, para hacerle una sesión fotográfica que también generó un vídeo que fue colgado en la cuenta de Facebook Eiramyl Salon and Spa. 

El vídeo expone que cada año son miles las mujeres que pierden su cabello a causa de enfermedades como el cáncer, lo que a muchas les causa depresión, mientras que otras “lo enfrentan con valentía y fuerza”. Luego, se presenta el momento en el que Delgado maquilla a Ojeda y comienza a colocarle diferentes turbantes y pelucas.

“Verle la cara a mi amiga cada vez que le tomaban una foto fue una experiencia demasiado bonita”, menciona la peluquera.

Uno de los momentos más emotivos del vídeo -que ya tiene casi medio centenar de reproducciones, ha sido compartido más de mil veces y tiene cientos de comentarios- es cuando Ojeda le corta el cabello a Delgado.

“Quiero que la gente entienda que el pelo es un accesorio que nace de nuevo. Siempre y cuando estés luchando por vivir, el pelo es lo de menos. Todo el mundo, con pelo o sin él, se ve bien. Todo está en la actitud y en la manera en que te proyectes. Yo vivo del pelo, pero ojalá se creara una modalidad en la que yo no tuviera que recortar a nadie nunca más y que la gente tuviera el valor de enfrentarse a una máquina y quitarse todo el pelo. Así enfrentaríamos esa terrible enfermedad con más fuerza”, asegura Delgado.

Al final del vídeo, se muestra una foto de las amigas sin cabello, con una gran sonrisa y un mensaje de Ojeda que lee: “No puedo quitarles el cáncer, pero con mi historia, puedo ayudarlas a perder el miedo”.

  • Compartir esta nota:
Comentarios
    Dejar comentario
    Volver arriba