Loader

Una casualidad llevó a Alexandra Martin a crear su línea de ropa infantil

La línea Alé Alé ha evolucionado para incorporar algunas tendencias de la moda y satisfacer las necesidades de la clientela
Photo
Las piezas de la línea tienen un aire clásico y elegante. (Fotos: Alexis Cedeño)
  • Compartir esta nota:

Todo comenzó con una casualidad. Alexandra Martín estaba buscando cursos en la universidad donde estudiaba y solamente había dos opciones disponibles para completar los créditos que necesitaba: diseño de moda para niños y diseño de moda para hombres. 

Entre las dos alternativas, Martín eligió la primera, aunque nunca antes durante sus estudios en diseño y mercadeo de modas había contemplado crear atuendos para menores de edad. 

“No me quedaba de otra, pero cuando empecé a tomar las clases me encantó. Hasta la profesora llegó a decirme que tenía un ojo clínico para combinar colores y texturas”, recordó. 

Una vez finalizó sus estudios, Martín comenzó a vender en bazares pañitos bordados y sábanas para bebé. Luego creó su primer traje, una pieza básica en línea A. La calidad de estas piezas, agrupadas bajo el nombre Alé Alé Bebé, llamó la atención de algunos establecimientos locales que se interesaron en comprarlas para ofrecerlas a su clientela. La primera oportunidad se la dio Pio Mú, en Guaynabo. 

Tener mercancía en distintos negocios ayudó a Martín dar a conocer la marca y estimuló su creatividad para crear colecciones enteras de vestidos y ropa casual elegante a través de una nueva línea, Alé Alé. La mayoría de estos atuendos son para niñas de 3 a 7 años, aunque también hay alternativas desde los 24 meses a los 10 años y algunas piezas para niños. 

“La línea es bien clásica, elegante, pero muy colorida, divertida y alegre. Las telas que uso son de España y trabajo principalmente con piqué, eyelet (telas que tienen agujeros) y textiles estampados en algodón. Me fascina combinar el 'ric rac' (trenzilla en zigzag), la puntilla, los botones forrados y el piping (terminación con cordoncito de tela)”, explicó la diseñadora.

Con los años, Alé Alé ha evolucionado para incorporar algunas tendencias de la moda y satisfacer las necesidades de la clientela en las dos colecciones que lanza anualmente durante la navidad y la primavera-verano. Entre las piezas más buscadas por las clientas, además de los trajes de ocasión, están los 'jumpsuits' de pantalón corto y los pantalones cortos de vestir. 

“Diría que lo que más me gusta y disfruto coser para niñas es el vestido línea A en piqué. Lo considero mi canvas porque puedo plasmar mi creatividad, desarrollando la inspiración que tenga sobre algún tema y usando combinaciones divertidas de colores, convirtiéndolas en piezas únicas”, confesó quien considera que la variedad de combinaciones, calidad de telas y detalles atractivos es lo que ha hecho que su marca se distinga. 

A las clientas también les gusta invertir en las piezas porque se convierten en memorabilia que pasa de generación en generación. 

Actualmente, Martín trabaja en la colección de navidad, que estará a la venta a finales de octubre tanto en los seis establecimientos que venden su ropa en la isla como en su página de Facebook (Alé Alé Bebé) y la tienda The Red Apple en Coral Gables. Entre los planes de la diseñadora se encuentra, precisamente, exportar su mercancía a Estados Unidos, especialmente a las zonas con mayor concentración de latinos, como la Florida.

  • Compartir esta nota:
Volver arriba