Loader

Cosméticos para resaltar tus mejillas

Conoce cómo unir estos tres productos en un mismo maquillaje
Photo
El iluminador usualmente viene en tonos pastel con un toque de brillo o perlado.
  • Compartir esta nota:

Ante tantos cosméticos disponibles en el mercado y con tantas indicaciones de cómo aplicarlos, puede resultar complicado comprar los productos adecuados para destacar tus pómulos.

Dos expertos maquillistas comparten especifican los productos que necesitas y cómo debes utilizarlos de manera correcta.

Contorno

Mejor conocido por el término en inglés “contour” este producto te ayuda a crear un efecto de sombra u oscuridad que hará que el rostro luzca más perfilado.

La maquillista Ingrid Rivera destaca que el “contour” y el iluminador ayuda a crear ese juego de luz y sombra que le da dimensión al rostro.

“El ‘contour’ debe ser de un color un poco más oscuro que tu piel, dentro de la gama marrón. Este producto no debe tener brillo. Se aplica debajo del pómulo y eso ayuda a que el rostro se vea más perfilado. Aunque también es un producto que se aplica en otras partes del rostro como son la frente, la nariz y la papada”, explica Rivera.

Blush

El “blush” siempre está presente en el maquillaje, no importa la ocasión o la tendencia de moda. Se trata de ese cosmético que le da a tu piel ese aspecto radiante y saludable.

Tanto Rivera, como su colega, el maquillista Charlie Vázquez señalan que el lugar ideal para aplicar el ‘blush” es en el punto más alto del pómulo.

“Se necesita precisión al aplicarlo. Para identificar el lugar exacto donde debes aplicarlo, debes sonreír y llevar el producto donde el hueso de los pómulos se hace más prominente. Llevas la brocha hacia atrás, en dirección lineal o diagonal dependiendo de tu tipo de rostro. También puedes hacer el gesto como si fueras a tirar un beso al aire y aplicarlo en la parte más prominente del pómulo”, sugiere Vázquez.

Iluminador

Este producto debe aplicarse en la parte superior del pómulo. Por tratarse de un cosmético que contiene brillo, debes tener cuidado de no usar demasiado para no verte sudada o grasosa.

Vázquez recuerda que, al seleccionar un iluminador, lo ideal es que optes por una fórmula que favorezca tu tipo de piel. Toma en cuenta que los iluminadores líquidos son ideales para pieles de normal a seca. Puedes aplicarlos con suaves toques utilizando los dedos, una brocha o una esponja.

Mientras que los iluminadores en crema tienden a contar con ingredientes emolientes por lo que son muy recomendados para pieles normales a secas. También está la fórmula en polvo, que es una de las más populares.

Es un producto que usualmente viene en tonos pastel con un toque de brillo o perlado, pues lo que se busca es que refleje la luz. Las pieles claras lucen mejor con tonos perlados y plateados, mientras que los dorados y rosados se adaptan muy piel a la tez más oscura.

  • Compartir esta nota:
Volver arriba