Loader

El suero para el rostro, un producto que debes tener a la mano

No importa el problema que desees tratar, busca la fórmula ideal para ti de manera que puedas obtener resultados rápidos y efectivos
Photo
En el mercado hay diversos tipos de suero que están creados para diferentes tipos de piel y condiciones. (Foto: Archivo)
  • Compartir esta nota:

El suero es parte esencial de la rutina diaria de cuidado del cutis. Si tienes uno, mantente firme en su uso para que sigas disfrutado de sus bondades. Pero, si todavía no utilizas uno, es momento de que comiences a buscar el adecuado para satisfacer las necesidades de tu piel.

No se trata de un producto mágico capaz de cambiar tu piel de la noche a la mañana, pero sí de una opción con la que puedes ver resultados en menos tiempo, si lo utilizas consistentemente.

“Por su formulación química y física, los sueros tienen una buena penetración en la piel y eso hace que pueda tener un mejor efecto”, explica el dermatólogo Luis Ortiz Espinosa.

La razón para que sea un producto tan efectivo está atada al tamaño de su molécula, que es mucho más pequeña que la de una crema humectante, lo que le permite penetrar mejor en la piel.

En el mercado hay diversos tipos de suero que están creados para diferentes tipos de piel y condiciones. No importa tu edad, puedes utilizar un suero, siempre y cuando encuentres el adecuado para ti. Algunos de los más comunes son los siguientes.

1. Combate el envejecimiento. Si este es tu objetivo, selecciona un suero que contenga ingredientes tales como los ácidos alfahidroxiácidos (AHA), ácido hialurónico y el retinol.

2. Libérate de la resequedad. Si lo que buscas es hidratar y nutrir la piel, los AHA también pueden ser tus aliados, pero además tienes opciones a base de las vitaminas B y C, el extracto de semilla de uva y el licopeno. Mientras que el extracto de gingseng, el ácido felúrico y el ginkgo biloba ayudan a revitalizar la piel.

3. Dale la batalla al acné. Los sueros que contienen AHA siguen siendo una opción en estos casos. Otras alternativas que ayudan a bajar la inflamación son retinol, té verde y extracto de algas. En caso de que el acné haya causado manchas, las fórmulas que cuentan con ácido kójico te ayudarán a atenuarlas.

No olvides que, por tratarse de un producto más acuoso y de fácil absorción, el suero debe aplicarse antes del humectante para lograr un mejor efecto.

  • Compartir esta nota:
Volver arriba