Loader

Los abogados de Meghan niegan que haya cooperado con escritores

Las declaraciones se hicieron en la última vista antes de que el juicio se vea en su fondo el próximo mes de enero
  • Por AP
  • 22 SEP. 2020 - 11:01 AM
Photo
La actriz estadounidense Meghan Markle se casó con Harry, uno de los nietos de la reina Elizabeth II en mayo de 2018. (Foto: Archivo)
  • Compartir esta nota:

Los abogados de una editorial de periódicos británico que está siendo demandado por invasión de la privacidad por parte de la duquesa de Sussex argumentaron que ella hizo pública la información personal al cooperar con los autores de un libro sobre su relación con el príncipe Harry. Sus abogados niegan el reclamo.

Meghan Markle está demandando al periódico Mail on Sunday y al sitio web MailOnline por cinco artículos de febrero de 2019 en los que se publicaron partes de una carta escrita a mano por su padre separado, Thomas Markle, después de su matrimonio con Harry en 2018.

Meghan, de 39 años, demanda por daños y perjuicios a la editorial Associated Newspapers Ltd. por presunto uso indebido de información privada, infracción de derechos de autor y violaciones de la protección de datos.

La compañía está impugnando el reclamo. Argumenta que Meghan debe haber sabido que la carta a su padre probablemente se haría pública.

Alexandra Marzec, abogada de Associated Newspapers, dijo el lunes que Meghan tenía una estrategia de medios que implicaba “usar a sus amigos como, efectivamente, agentes de relaciones públicas” para “influenciar en los medios” en los meses previos a enviar la carta a su padre.

En una audiencia el lunes en el Tribunal Superior de Londres, la editorial buscó enmendar su defensa a la luz de un libro sobre Meghan y Harry que se publicó el mes pasado.

Dijo que el libro – “Finding Freedom” – “contiene una gran cantidad de información detallada sobre la vida personal (de Meghan), incluyendo una serie de pasajes que se refieren a su relación y comunicaciones con su padre, y una sección que hace referencia a la carta que está en el corazón de este caso”.

Antony White, el abogado principal de Associated Newspapers, dijo en presentaciones escritas que el libro parecía haber sido escrito con la “amplia cooperación” de Meghan y Harry.

Pero los abogados de Meghan negaron haber cooperado con los autores del libro, Carolyn Durand y Omid Scobie.

“La demandante y su esposo no colaboraron con los autores en el libro, ni fueron entrevistados para él, ni proporcionaron fotografías a los autores para el libro”, dijo el abogado de Meghan, Justin Sherbrooke, en una presentación escrita.

La actriz estadounidense Meghan Markle, estrella del drama legal televisivo “Suits”, se casó con Harry, uno de los nietos de la reina Elizabeth II, en una lujosa ceremonia en el Castillo de Windsor en mayo de 2018. Su hijo, Archie, nació al año siguiente.

A principios de este año, la pareja anunció que dejarían sus deberes reales y se mudarían a Norteamérica, citando lo que dijeron eran las insoportables intrusiones y actitudes racistas de los medios británicos. Recientemente compraron una casa en Santa Bárbara, California.

La sesión judicial del lunes fue la última audiencia preliminar en el caso de alto perfil. Está previsto que el juicio comience en enero.

Después de una audiencia anterior en mayo, un juez desestimó partes del reclamo de Meghan, incluidas las acusaciones de que Associated Newspapers actuó “deshonestamente” al omitir ciertas partes de la carta a su padre.

El juez también rechazó las acusaciones de que la editorial provocó deliberadamente problemas entre Meghan y su padre y que tenía una agenda para publicar artículos intrusivos sobre ella.

El mes pasado, un juez dictaminó que la duquesa puede mantener en secreto los nombres de cinco amigos cercanos que la defendieron de forma anónima en la revista People contra el presunto acoso de los medios de comunicación del Reino Unido.

El juez del Tribunal Superior Mark Warby acordó, “al menos por el momento”, conceder la solicitud de Meghan de proteger el anonimato de los amigos que hablaron con la revista para evitarles un “frenesí de publicidad” antes de que el caso llegue a un juicio completo.

  • Compartir esta nota:
Volver arriba